Se firmó en Pasto Pacto por la Paz en Nariño

Facebooktwittergoogle_plusredditlinkedinmail

“Mientras persista la desigualdad económica, social y ambiental, con brechas de género caracterizadas por discriminaciones y tolerancia social a la violencia contra las mujeres, no será posible lograr plenamente el potencial humano y alcanzar un desarrollo sostenible sostenible en el país”, alertará el pacto que se firmará hoy en Pasto.

El documento que se firmo, es el resultado de los acuerdos logrados entre las instituciones, autoridades locales y regionales, cámaras de comercio, empresarios y gremios que hicieron presencia en el Centro de Convenciones de la Cámara de Comercio de Pasto, para escuchar las ponencias y planteamientos enmarcadas en el orden del día desarrollado por el II Foro Frontera Paz y Empresa.

La entidad cameral fue la convocante de este evento que cuenta con el respaldo de los organismos PNUD y ONU Mujeres, que desplazaron a Pasto un importante grupo de profesionales que manejan diversos programas sociales que estas entidades en pro de la equidad social.

Agenda 2030

El pacto que se lanzó en Pasto, se adhiere totalmente a los enfoques que contempla la Agenda 2030, firmada en el año 2015, por los jefes de Estado y de Gobierno, reunidos por la Organización de Naciones Unidas en Nueva York, quienes adoptaron un conjunto de objetivos y metas universales transformadoras, de gran alcance y centradas en las personas.

Ellos se comprometieron solemnemente a hacer una realidad los objetivos señalados, trabajando por su implementación de una forma equilibrada e integrada, imponiéndose un plazo hasta el año 2030.

Allí se identificaron 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), asociados a 169 metas. Su tarea será la de estimular a los estados firmantes para que hagan su aporte en esferas de importancia crítica para la humanidad, tales como las personas, el planeta, la prosperidad, la paz y las alianzas.

Colombia fue uno de los 193 países firmantes, comprometiéndose a movilizar los medios necesarios para implementar su propia agenda mediante una alianza país, debiendo centrarse particularmente en solucionar las más importantes necesidades de grupos en situación de vulnerabilidad y exclusión.

Trasladando esa acción a Nariño, las entidades que representaron al departamento, se comprometen a desarrollar acciones individuales y conjuntas para motivar a todos los sectores de la sociedad a sumarse a este pacto mundial que pretende el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.